Jornada de Padel Zaleak con la asociación Geube

Personas con discapacidad psíquica se inician en este deporte con ayuda de Padelzaleak.
Una sociedad inclusiva es aquella que reconoce, valora y respeta la diversidad humana. Por eso, cuando un club o un individuo tiende su mano a las personas con discapacidad es algo que no podemos rechazar. Eso es lo que pensaron desde Asociación de Familias con Necesidades Especiales Geu Be cuando el club durangués Padelzaleak les invitó a pasar una tarde juntos y disfrutar de la práctica del padel. «Ha sido una experiencia magnífica y nos gustaría que corriera el ejemplo y otros clubes de la zona se animaran a compartir con nosotros su tiempo, porque lo habitual es hacer este tipo de intercambios entre asociaciones dedicadas a las personas con discapacidad, no con otro tipo de colectivos», señaló Justi Alfaro, coordinadora de Geu Be.